lunes, 13 de junio de 2011

Para pequeñas pérdidas


Habitual de botiquines
Entre gasas y “Antalgines”
El chapuz de las heridas
Te la pones y te olvidas
Habituales en eventos
En tacones traicioneros
Lo que pega de la tira
Nunca ha de rozar la herida
Y es curiosa su tendencia
De la completa alopecia
A una vez que toca el suelo
Todo es mugre y mucho pelo

2 comentarios:

  1. Esas tiritas llenas de.... todo, flotando en el mar.... que bonito! jaja

    ResponderEliminar
  2. O esas tiritas que te ponias de chico para una herida mas pequeña que un alfiler y que te sentias contento de llevarla... jejeje (tu primo)

    ResponderEliminar